Inma & Javi

Bodas

Esta pareja nos cautivó desde el principio. Su tranquilidad y sencillez a la hora de gestionar cada cosa, el mimo… y poder planificarlo a más de 500 kilómetros de distancia (algo que no resulta fácil si hablamos de preparar una boda) nos enamoró. Tenían claro lo que querían, las prioridades estaban marcadas y lo verdaderamente importante, preparado y muy cuidado desde hacía mucho, el resto…era secundario. Las dificultades y los contratiempos que supone cualquier evento de este tipo nunca cuentan si los novios son como ellos.

Cuando Javi llegó a la Iglesia el día tomó un aire especial; todo lo que permitía una tarde de agosto en Sevilla. Sí, la verdad es que el calor era considerable… pero no importaba. Ese día, la Parroquia de San Antonio María Claret se vistió de GALA ¡literalmente! y la llegada de Inma remató la escena que ya en sí apuntaba alto. Entrañable, hermosa, romántica, inmensamente feliz, nerviosa y algo tensa, para qué engañarnos, aunque eso lo hizo todo aún más emotivo.

¡Había llegado el momento!

La celebración…como de cuento… no exageramos si decimos que parecía la escena final de esas películas que tanto nos gustaban en nuestra infancia en la que el príncipe se casa con la princesa rodeado de mucha gente que les quiere bien y de verdad.

Nosotros nos quedamos con eso.

La fiesta del enlace se realizó en la Hacienda El Cortijuelo, en Espartinas. La noche, la decoración, los invitados, los uniformes… y sobre todo los novios, hicieron que brillara la magia… y la elegancia.

Sin duda, un día para recordar que será guardado bajo llave, como un tesoro, en el corazón de más de uno.

Gracias pareja, ha sido todo un regalo ser parte del cuento.

Que seáis muy felices y comáis muchas, muchas, muchas perdices.

Os deseamos todo lo mejor.